El Once Ideal del Mundial de Rusia 2018
Publicado en: Jul/2018, por: Aventura Americana

PROF

A-GrieZ_THIBAUT COURTOIS (Bélgica) – Revalidó sus excelentes condiciones y se convirtió en el arquero que más atajadas hizo en el Mundial. Fue decisivo con sus intervenciones para que Bélgica obtuviera el tercer puesto. Ordenó a su equipo, mostró seguridad bajo el marco, y le dio confianza a sus compañeros en todo momento. 

KIERAN TRIPPIER (Inglaterra) – El marcador del Tottenham fue una de las gratas revelaciones del equipo inglés. Duro en la marca y con gran colaboración en el ataque, resultó ser el más seguro de la defensa de los leones. Además, frente a Croacia marcó un magnífico gol de tiro libre.

DIEGO GODÍN (Uruguay) – Tuvo grandes actuaciones en los cinco partidos que disputó su selección. Sobrio, seguro, expeditivo, le dio solidez a la defensa y también supo mostrar sus excelentes condiciones de gran cabeceador en el área contraria.

RAPHAEL VARANE (Francia) – Luego de ganar la Champions League culmina una temporada histórica al obtener el título de Campeón del Mundo. Lució muy seguro en todo el torneo, despejó por alto todo lo que llegó al área e incluso hizo el primer gol que abrió el camino de la victoria ante Uruguay.

LUCAS HERNÁNDEZ (Francia) – Muy seguro en su función; cerró el lateral a todos aquellos que quisieron pasar por su zona. A sus 22 años mostró una enorme personalidad y fue otros de los pilares del campeón.

L_Mod_N’GOLO KANTÉ (Francia) – Demostró que es un especialista en el quite, mostró una excelente ubicación y fue el gran respaldo de sus compañeros durante todo el torneo. Sacrificio, temple y personalidad en todo momento para el bien del colectivo.

LUKA MODRIC (Croacia) Fue elegido el Mejor Jugador del Mundial y desde su posición de armador trabajó a destajo para que su selección obtuviera la medalla de plata. Aportó goles, pases, ayudó a su defensa y demostró su enorme visión de juego.

EDEN HAZARD (Bélgica) – Un gran dominador de la pelota, con pausa y aceleración en todo momento, dejando rivales por el camino y con un endiablado pique. Un excelente jugador que deleitó a todos aquellos que le vimos hacer un gran Mundial. 

KYLIAN MBAPPÉ (Francia) – Un joven de 19 años que ratificó en el torneo todas las bondades que lo llevaron a jugar en el PSG. Fue decisivo con su enorme rapidez para abrir defensas, y además conquistó 4 goles.

ROMELU LUKAKU (Bélgica) – Convirtió cuatro tantos en el Mundial y confirmó que no solo es goleador, sino que además aporta en lo colectivo. Tuvo un partido espectacular ante Brasil. Un verdadero trabajador del área con proyección de futuro.

ANTOINE GRIEZMANN (Francia) – Se convirtió en el mejor jugador de la final, y a lo largo del torneo aportó cuatro goles y dos asistencias. Además, fue la salida clara en ataque donde siempre supo explotar las condiciones de sus compañeros. Un líder sin egoísmos y con una gran madurez al servicio del equipo.

D.T. Didier Deschamps (Francia) – El gran mérito de Deschamps es haber dotado a su equipo de un orden defensivo solidario en hombres de mucha calidad técnica, quienes comprendieran que era necesario sacrificar la pelota por varios espacios del partido para luego desdoblarse con mucha verticalidad, para contragolpear y aprovechar al máximo las oportunidades frente al arco rival. Un equipo práctico y utilitario que puso el colectivo por encima de las individualidades. Ahora se puede sentar en la misma mesa junto al brasileño Mario “Lobo” Zagallo y al alemán Franz Beckenbauer como los únicos en haber ganado la Copa del Mundo como jugadores y también como directores técnicos.

ottati-sports